ves esta página sin formato por que esta hecha cumpliendo el estándar web CSS 2.
tú navegador no soporta este estándar, o tienes dicho soporte desactivado.
si estas en el primer caso, actualízate. merece mucho la pena.

{Gargantuario. Nuevo poemario de los cien gaiteros del delirio}

{ Libro de odas y versos escritos en las paredes de la Taberna del Olvido. }

Archivos

Gargantuario en Blogia
GARGANTUARIO - NUEVO POEMARIO DEL OLVIDO

<Marzo 2021
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31        


Categorías

  • Ahmed Ben Waddah
  • Alejandra Del Río
  • Alí Al Haded
  • Ana de Santana
  • Ana Istasrú
  • Analía Norak
  • André Breton
  • Angelina W. Grimke
  • Anónimo
  • Antonio Brañas
  • Antonio Casares
  • Antonio Machado
  • Araceli González Vázquez
  • Benito Lertxundi
  • Bertolt Brecht
  • Blas De Otero
  • Boulat Shalvovich Okoudjava
  • Carlos Cano
  • Carlos De La Púa
  • Carlos Orihuela
  • César Cortijo
  • César Vallejo
  • Charles Baudelaire
  • Charles Bukowski
  • Cumbia Villera
  • Daniel Mir
  • Douglas Mondo
  • Dulce María Loynaz
  • Émile Verhaeren
  • Etienne Toko-Nzaba
  • Extremoduro
  • Federico García Lorca
  • Félix María de Samaniego
  • Felix Rojas
  • Fray M. de la Serna
  • Fredi Guthmann
  • Gabriel Aresti
  • Gabriel Celaya
  • Gloria Fuertes
  • Gus Kahn y Walter Donaldson
  • Gustavo Adolfo Bécquer
  • Hanni Ossott
  • Ibrahim Ben Utman
  • Igor Elortza
  • James Elroy Flecker
  • J.A. Urbeltz
  • Javier Bozalongo Antoñanzas
  • Javier Egea
  • J. B. Elinzaburu
  • J. B. Nina
  • Jean Genet
  • J. Krahe - A. Pérez
  • Joaquin Sabina
  • Jorge Boccanera
  • Jorge Luis Borges
  • Jorge Oteiza
  • José Ángel Buesa
  • José García Nieto
  • José Hierro del Real
  • José Martí
  • José Pedroni
  • Juan Carlos Perez
  • Juan Manuel Jiménez Rivero
  • Juan Manuel Serrat
  • Jules Verne
  • Julio Cortazar
  • Kortatu
  • La Ronda de Boltaña
  • Leopoldo María Panero
  • Luis Á. Piñer
  • Luis Eduardo Aute
  • Manolo García y Quimi Portet
  • Manuel Del Cabral
  • Manuel Vázquez Montalbán
  • María Isabel Borja
  • María Montero
  • Mario Benedetti
  • Mario López
  • Matilde Alba Swann
  • Michel Sardou
  • Miguel de Unamuno
  • Nicolás Guillén
  • Odilon-Jean Périer
  • Paul Celan
  • Pere Gimferrer
  • Pío Baroja
  • Porfirio Barba Jacob
  • Rafael Alberti
  • Rafael Sánchez Mazas
  • Ramón María del Valle Inclán
  • Ricardo Carreira
  • Roberto Goijman
  • Rudyard Kipling
  • Santiago y Luis Auserón
  • Stephen Sondheim - M. Ichason y L. A. Morato
  • Toni Calvo
  • Valerio Magrelli
  • Vicente Aleixandre
  • Walt Whitman
  • Yván Silén

  • Documentos

  • Cuentos de los cien gaiteros del delirio

  • Blogalia

    Blogalia



    Califícame en Bitácoras.net:
    ©2002 Tenebris

    Inicio > Historias > Tómale después entre las manos...

    Tómale después entre las manos...

    Fray M. de la Serna.

    Tómale después entre las manos
    el miembro genital recién nacido,
    al qual daba loores soberanos
    poniéndole contino este apellido:
    -¡O padre universal de los humanos
    de quien tantas naciones an salido!
    ¡Tú solo das contento a las mugeres
    y en ti se cifran todos sus plazeres!
    Furiosamente a todas acometes,
    y con mayor ardor a los doncellas,
    entre las quales, quando te entremetes,
    a la primera buelta triunphas dellas.
    Tienes tanto dulçor quando te metes,
    que aquel dolor que entonçes sienten ellas,
    es puntilla del agro que se añade
    al muy dulce manjar porque no enfade.
    Entre casadas eres tan contino
    que, si discretas son, nunca te dejan,
    y aunque tengan hecho ya el camino
    por más gustar se duelen y se quejan.
    Mas como vienes luego y tomas tino,
    y ellas mesmas la entrada te aparejan,
    entras muy orgulloso y entonado
    y sales muy humilde y despechado.
    Viudas como yo, Dios sabe quántas
    noches no duermen sin tu compañía,
    de aquestas nunca vivo te levantas
    por más que traygas brío y osadía.
    Mas son sus artes y sus mañas tantas,
    según se muestra por la mano mía,
    que si cinqüenta veçes te marchitan
    cinqüenta mill y más te resucitan.
    Pues que quanto tú entras denodado
    entre las debotísimas beatas,
    donde encuentras un virgo remendado
    que de solos tres golpes desbaratas.
    Allí eres querido y regalado,
    pues nunca das herida, que no matas,
    y quando las matases desa suerte
    sería darles vida con la muerte.
    Tú das también el dote a muchas tristes
    que huérfanas sus padres las dejaron,
    y a las que están desnudas, tú las vistes
    y a muchas das remedio que enfermaron.
    Ninguna muger ay que no conquistes
    y a las que de tus burlas se pribaron
    más hazen con la gana y los deseos
    que nosotras con obras y meneos.
    Desde la mayor reyna hasta la esclava
    ninguna muger ay que te aborrezca,
    la ques autora no se muestra brava
    y no porque desea que anochezca.
    Aquella que mirarte rehusaba,
    yo fiador que antes que amanezca
    ella te ponga tal, aunqués muy sancta,
    que llegues con los pies a la garganta.
    ¡O parte de quien naçe todo el todo,
    herida sin lisión en la cabeça,
    perdida por vençer del mismo modo
    que vienes a perder la fortaleza!
    Quien no te quiere, póngase de lodo
    y pugne y vença a su naturaleza.
    Sin quien no puedo ser, no quiero vida
    ques vida violenta y aburrida.




    Fray Melchor de la Serna, en El sueño de la viuda.

    2003-01-14 12:05 | 0 Comentarios


    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://gargantua1.blogalia.com//trackbacks/4790

    Comentarios

    portada | subir